Injerto capilar de pestañas

El injerto capilar de pestañas va destinado a las personas que tienen escasez de cabello en los párpados o le han desaparecido por alguna razón. En muchas ocasiones esta deficiencia trata de solventarse mediante cosmética, utilizando máscaras o pestañas postizas, pero no suele ser suficiente. Además, no es práctico por el tiempo y trabajo diario que hay que invertir en ello.

 

Injerto capilar de pestañas

No hay nada más envidiado que unas pestañas largas y curvadas. Prueba de ello es la proliferación de centros de belleza donde se colocan extensiones o se hace la permanente y el rizado de pestañas. Pero estas técnicas no garantizan que duren mucho tiempo, al contrario, solo se nota unos meses. Por eso, si se desea lucir unas bonitas pestañas de forma duradera es mejor plantearse la opción del injerto capilar.

Características de las pestañas

Las pestañas no solo son un elemento que hace bonito en los ojos, su función es ayudar a proteger el ojo de cuerpos extraños provenientes del exterior. Además, unas pestañas espesas y largas contribuyen a intensificar la mirada de la persona.
Las pestañas nacen de pequeños folículos capilares al borde de los párpados. Suele haber unas 200 en el párpado superior y unas 80 en el inferior. La longitud media de las pestañas oscila entre los 5 y 8 mm y, curiosamente, son más largas en los hombres que en las mujeres. Una pestaña tarda unos 2 meses en crecer y permanece en el parpado de 4 a 5 meses hasta que se reemplaza por otra. Esto significa que todas las pestañas se renuevan 2 o 3 veces al año.
Como las uñas, las pestañas están compuestas por capas superpuestas de queratina que les confieren resistencia y flexibilidad. Por eso, es posible curvarlas con el rizador especial sin que haya problemas de rotura.

Causas por las que se puede necesitar un injerto capilar de pestañas

Aunque una persona cuide sus pestañas, muchas veces las pierde en su mayoría o, incluso, en su totalidad. Hay diferentes causas, unas propiciadas por unos malos hábitos y otras por problemas ajenos a nuestra voluntad:

  • Depilación errónea
  • Accidentes que crean cicatrices
  • Quemaduras
  • Tratamientos médicos: radioterapia, quimioterapia o extirpación de un tumor
  • Genética y defectos congénitos
  • Enfermedades como la tricotilomanía
  • Alopecia areata universal

Preparación para la cirugía del implante de pestañas

Para someterse a la cirugía del implante de pestañas es aconsejable estar descansado, llevar una buena dieta y no ingerir alcohol ni fumar los días previos.
En casos de patologías como la tricotilomanía, asociada a episodios de ansiedad y estrés, en la que el paciente se arranca su propio pelo, habrá que tratar primero esta enfermedad y valorar la evolución.

Técnica del trasplante de pestañas

El trasplante de pestañas se realiza mediante la técnica FUE (Follicular Unit Extraction). La anestesia es local y se realiza en una sola sesión que dura de 1 a 3 horas.
Lo primero es extraer las unidades foliculares de la zona del cuero cabelludo cuya consistencia se parezca más a la de la pestaña. Los folículos se obtienen de uno en uno con la ayuda de un punch o bisturí circular.
El injerto se realiza “cargando” cada folículo en “el implanter” con el que se perforará el párpado y se “descargará” el folículo. Esta herramienta permite una gran precisión en cuanto a profundidad e inclinación.
Se pueden injertar unas 25-30 unidades foliculares por párpado. El pelo crece en ciclos y los folículos tardarán de 5 a 6 meses en alcanzar la longitud adecuada. Lo bueno de este procedimiento es que el resultado es permanente.

Post-operatorio del trasplante de pestañas

Al día siguiente de la intervención, la zona del cuero cabelludo de donde se han extraído los folículos presenta unas costras que no deben tocarse ni arrancarse. Es normal tener sensación de picor, pero no debe rascarse para que no queden marcas ni ocasionar infecciones. Enseguida se puede volver a las actividades habituales evitando grandes esfuerzos físicos para no forzar las zonas intervenidas. Durante el proceso del injerto se produce un pequeño sangrado.
Durante los días posteriores al injerto de pestañas se aconseja:

  • Aplicar compresas frías en los párpados para rebajar la inflamación
  • Tomar la medicación adecuada para la inflamación
  • Aplicar cremas de árnica para mitigar los moratones
  • Dormir con la cabeza un poco elevada
  • Protegerse del sol mientras duren los moratones y utilizar protector solar y gafas

Mantenimiento de las pestañas trasplantadas

Dependiendo de dónde se haya extraído el folículo piloso para hacer el injerto, así se comportará el implante en las pestañas.
Normalmente el pelo injertado proviene de la parte posterior de la cabeza. Su evolución será la misma en los párpados que en su origen y las pestañas crecerán más de lo normal. Por eso, habrá que cortar las pestañas regularmente y usar el rizador para dar la curvatura natural de las pestañas.

El rostro de una persona a la que le faltan las pestañas no dice lo mismo que aquella que las tiene. Las pestañas no solo embellecen los ojos sino la cara en general.